Remedios caseros para tratar las estrías

Remedios caseros para tratar las estrías. Quién no ha realizado esa búsqueda en Internet tras percibir esas características franjas en la capa más superficial de la dermis en distintas zonas de su cuerpo

En la actualidad, estas franjas o cicatrices (al igual que ocurre con la celulitis, las manchas cutáneas o el propio vello) se tiene socialmente aceptado.

Remedios caseros para tratar las estrías

Es una afección que la mayoría de personas sufre y, por tanto, es algo que no tiene que avergonzarte o intimidarte: hay que aceptar que son parte de nuestro cuerpo.

Te interesará: La mejor crema antiestrías

Sin embargo, eso no significa que no se desee eliminarlas o minimizarlas. Una cosa no se encuentra exenta a la otra. Así que si estás buscando cómo eliminarla de manera fácil con un bajo coste económico: has acertado con el artículo.

¿Qué son las estrías y por qué aparecen?

Antes de explicar los diferentes tratamientos que puedes seguir para tratar y reducir su aparición, es importante conocer qué son exactamente, por qué surgen y cómo borrarlas de la dermis de manera permanente.

Partiendo de esta información, conseguirás frenar y eliminar su aparición.

Bien, las estrías son unas líneas irregulares en la piel que suelen aparecer, principalmente, tras cambios repentinos y notables de peso, crecimiento o durante el embarazo.

Te interesará: Esto es todo lo que debes hacer para prevenir las estrías durante el embarazo

La causa es sencilla pues se limita al estiramiento rápido y brusco de la piel -durante esta subida de kilos- lo que provoca que la piel se estire en demasía y, por tanto, se generen pequeñas “fracturas” en la piel al exceder su elasticidad natural.

Estas rupturas toman formas irregulares y se suelen dar en las áreas que más tienden a sufrir este acumulación repentina de peso como los muslos, brazos, glúteos, pechos y, en la mayoría de las embarazadas, el abdomen.

Zonas que, en ese momento, se pueden encontrar poco hidratadas y, por tanto, no se estiran con tanta facilidad.

Tipos y procesos

Uno de los aspectos que dificulta eliminar estas marcas del cuerpo es el estado en el que se encuentren.

Por ejemplo, las leves marcas de estiramientos (que suelen tornar al tono rojizo) suelen desaparecer cuando se vuelve al peso habitual como, por ejemplo, tras el embarazo.

Para saber a qué método recurrir para tratarlas es importante saber identificarlas. Una tarea sencilla pues es el propio color (rojas, púrpuras o blancas) el que indica el tipo que se tengan.

Estrías rojas o púrpuras

Son las más visibles, pero también las más fáciles de eliminar porque son recientes. Se caracterizan por ese tono rojizo o malva porque, todavía, no se ha roto del todo el riego sanguíneo.

Gracias a este dato son las más fáciles de tratar y eliminar, pues la cicatriz está en la zona más superficial de la dermis y señala que la piel se está empezando a quebrar.

Te interesará: Estrías rojas, estrias blancas, ¿cuál es cuál y cómo eliminarlas?

Líneas blancas

Son las más antiguas y las más difíciles de eliminar porque la fractura de la dermis ha cicatrizado y, por este motivo, son difíciles de combatir.

Eso sí, se caracterizan por tener un tono blanquecino o transparente a primera vista pueden pasar desapercibidas, pero su característico brillo las acaba denotando.

¿Cómo combatir las estrías con remedios naturales?

Las estrías se pueden eliminar principalmente mediante dos vías. En primer lugar, a través de tratamientos caseros enfocados en hidratar y estimular la regeneración cutánea y la segunda, a través de tratamientos estéticos específicos como el láser.

En cuanto a su prevención, lo más vital es mantener la piel levemente hidratada e intentar controlar los bruscos cambios de peso que se puedan.

Al igual que las intervenciones quirúrgicas o las cremas de belleza, puedes optar por preparar una base de remedios caseros para combatir y frenar su aparición. Aquí te dejamos algunos de los más eficaces.

Pasta de zanahoria

Uno de los remedios que puedes preparar en la comodidad de tu hogar y es muy eficaz es la pasta de zanahoria. Para ello, tienes que cocer al vapor esta hortaliza y, cuando esté blanda, convertirla en puré (con la ayuda de un tenedor o pasapuré).

Después, con movimientos circulares, aplicar esta especie de ungüento por la zona de las estrías. Dejarla unos veinte minutos y retirar con abundante agua.

Es muy eficaz porque la zanahoria es rica en vitamina A lo que estimula la regeneración cutánea, además, de hidratar la dermis.

Claras de huevo

Este ingrediente destaca por su alto porcentaje de proteínas estimulando la eliminación de marcas cutáneas y, por supuesto, acabando con el rastro de estas marcas.

Aguacate

Esta fruta posee un amplio repertorio de aceites naturales enfocados a fomentar la elasticidad de la piel. Puedes aprovecharlo para elaborar una crema casera mezclándolo con unas gotas de aceite de oliva o con aloe vera.

Aplicarlo durante veinte o treinta minutos en la zona afectada. Después, retirar con agua fría (evitar la caliente que tiende a secar la superficie cutánea.

Zumo de limón

El jugo ácido de esta fruta cuenta con un alto contenido de vitamina C, que ayuda a disminuir las cicatrices.

Para ello, puedes masajear el área con la propia fruta partida o, puedes exprimirlas, y aplicarla como una loción. Se recomienda utilizar dos veces a la semana.

Manzanilla

Esta infusión que tiene múltiples beneficios también disminuye y reduce las estrías. Para un mayor efecto, puedes mezclarla con unas cucharadas de aceite de coco o almendras. Aportarás hidratación a la dermis y, también, reducirás el tamaño de estas cicatrices cutáneas.

Cola de caballo

Esta planta medicinal es un potente regenerador natural, destaca por su alta composición de silicio.

A diferencia de la manzanilla, se recomienda mezclarla con limón, agua o, incluso, alcohol y frotar la mezcla sobre la zona, al menos dos veces al día.

Manteca de karité

Este ingrediente untuoso tiene la capacidad de suavizar la piel y aportarle mayor flexibilidad., dato que ayuda a evitar estas fracturas, además estimula la unión de los vasos sanguíneos que se están fracturando.

Puedes utilizar este remedio una vez a la semana, para observar resultados óptimos.

Azúcar blanco

Está presente en la mayoría de los hogares y, además de ser un adictivo de las comidas, puede convertirse en un exfoliante muy eficaz.

Puedes usarlo suelto, en granos, o puedes mezclarlo con aceites o jugos (como el de limón) para una doble eficacia.

Frotando esta mezcla sobre la dermis a diario, durante unos minutos, conseguirás renovarla y estimular su regeneración.

Gel de aloe vera

Forma parte de muchas cremas cosméticas por su capacidad de regeneración. Es muy eficaz combatiendo estas líneas gracias a que posee Vitamina C y E, esenciales en la acción antioxidante de la dermis.

Cosméticos eficaces: una buena alternativa

Eso sí, si prefieres recurrir a la cosmética, la crema antiestrías de Akento es todo lo que buscas. Este cosmético combate su aparición gracias a su potente formulación que posee elastina y colágeno que, ayuda a combatir el envejecimiento cutáneo y fomenta la elasticidad de la piel.

Con su uso continuo, podrás notar los primeros resultados. Recuerda que para que una crema sea eficaz requiere de un mantenimiento y regularidad para que su intensidad se vaya reduciendo.